Caminar

Caminamos juntos a la mañana. Vamos a la dietética por hongos secos de pino para el guiso de pollo.

Nuestra  respiración desprende pequeñas volutas de vapor. Ella juega con las nubecitas de la nariz.

Habla todo el tiempo describiendo el contexto natural. Repara en insectos, perros, aves, árboles.  Imaginé que si escuchábamos música se calmaría.
Busqué en el teléfono celular y encentré a Ahmad Jamal tocando Waltz for Debby de Evans.

Compartimos los auriculares: yo me puse en la oreja izquierda y ella en la derecha.
Fue casi imposible que caminemos coordinando. Nos arrancamos mutuamente el auricular de la oreja.  Chau Ahmad.

Cada tanto ratifico que las reglas de la escondida cambian. Ella dice -pica calandria- Estoy por preguntar, pero recuerdo que “pica” es “piedra libre”.
Pasando el puente del arroyo Carnaval, ella dice -pica torcaza-

En la callecita en subida pregunta por un árbol.
-No sé cómo se llama, Brisa. Agarrá una hoja del piso y en casa lo buscamos en la guía. Se parecía a un liquidambar, pero con la hoja más pequeña.
-Pica picazuró-
-¿Dónde?-
-En el fresno-
-No la veo-
-Ahí- (Me señala)
Recordé el texto de Galeano.

En la dietética además de hongos compramos fécula de mandioca para hacer chipá. También maíz pisado y porotos alubia para el locro.
Los chipás los prepararemos con Ivan a la manera de San Martín, su ídolo.

Brisa descubrió mosquitos en las telas de la araña de un rincón del techo.

Cruzamos a la verdulería.
-Pica mandarina-
Si Brisa…Llegaron las mandarinas Dancy. (las de cáscara difícil de pelar, pero dulces).

Volvemos en silencio, escupiendo semillas.

Una garcita bueyera está parada al borde del puente del arroyo. Pero ella… -pica bicho bolita-

La guía de árboles de Grijalbo nos dice que se trata de un arce japonés (Acer-palmatum-autumn)


Ilustración de Miguel Rep, en el diario Página 12 del 10 de junio de 2014

Anuncios